Análisis de los mejores editores de fotos online




Photor_link

Fotor es una aplicación web que nos servirá para retocar fotos online de forma rápida e intuitiva, gracias a un interfaz simple y fácil de utilizar y una gran variedad de funciones que nos permitirán realizar las más diversas tareas de edición.

Al acceder a la web (LINK) lo primero que nos llama la atención es que fotor está pensado para trabajar: en el centro de nuestra pantalla se encuentran los accesos directos a editar fotos, hacer collages y diseñar tarjetas. El área publicitaria con la toda la información de funcionalidades, etc… permanece oculta debajo, lo que es de agradecer si ya conocemos la aplicación o queremos comenzar a trabajar porque disponemos de poco tiempo.

El editor de fotografías es la herramienta principal de la aplicación, vemos que se abre directamente en las funciones clásicas de edición (recortar, girar, tono, color, curvas, etc,…) divididas en sus correspondientes submenús situados a la izquierda. Además del menú con las funciones básicas, existen varios menús con las siguientes funciones:

    Menú “efectos”: con el que podemos aplicar multitud de efectos a nuestra imagen. Cada uno de ellos posee distintas variaciones que nos permite lograr con mayor precisión el efecto deseado. Personalmente destacaría por su utilidad el blanco y negro, el dibujo a mano y el efecto Lomo.

    Menú belleza: dedicado exclusivamente al retoque de retratos, es la mejor sorpresa que guarda esta aplicación. Está dividido en tres zonas – cara, ojos y boca- cada una de ellas con funciones pensadas para que nuestros retratos siempre luzcan perfectos.

    Menú marcos: la zona de enmarcación nos servirá para incluir cualquier tipo de marco en nuestra imagen, la selección es tan amplia que se cubren prácticamente todos los estilos que nos podamos imaginar.

    Menú adhesivos: la zona de adhesivos (o “stickers”) permite incluir imágenes prediseñadas que facilitarán en gran medida la realización de cualquier diseño que tengamos en mente.

    Menú texto: podemos añadir texto sobre la imagen, con una amplia selección de tipografías online y la posibilidad de utilizar las propias del dispositivo que utilizamos para conectarnos a la aplicación. El uso de esta herramienta junto con la anterior supone una combinación perfecta para la realización de memes.

La herramienta para la realización de collages es muy sencilla y versátil, una vez que hayamos cargado nuestras imágenes, en pocos segundos ya tendremos preparado nuestro collage. Si bien no permite la edición completa de la imagen por separado, si pinchamos sobre cualquier imagen del collage nos aparece un pequeño menú con los ajustes básicos para girar, hacer zoom , corregir exposición y desenfoque, lo que resulta más que suficiente en la mayoría de ocasiones.

Para realizar nuestros diseños de tarjetas, posters, portadas de facebook, google+, youtube o twitter, etc… utilizaremos la herramienta de diseño de la aplicación. Para comenzar, elegimos la plantilla con el formato que se ajuste perfectamente a nuestras necesidades, subimos las imágenes que queramos utilizar y ya podemos trabajar en el diseño con una versión simplificada del editor.

Una vez que hemos acabado de editar nuestra imagen, collage o diseño, podemos guardar el archivo resultante en nuestro equipo o dropbox, publicarlo directamente a través de facebook, twitter, google+, etc…o también imprimirlo directamente o generar un link utilizable en nuestra web.

Algunas de las funciones anteriormente mencionadas están marcadas como “premium”, y sólo son accesibles actualmente para usuarios registrados. Afortunadamente, a diferencia de otras aplicaciones de este tipo, el registro es gratuito, así que no nos llevará ni un minuto tener acceso a la aplicación completa.

En conjunto, fotor es una de las aplicaciones para retocar fotos online más completas y fáciles de usar que podemos encontrar en el mercado y, además, presenta la ventaja de ser completamente gratis, por lo que presumiblemente no tardará mucho tiempo en volverse muy popular.

SHARE :

Párrafo de prueba